America Latina Unida

Mi selecciòn de temas vinculados a Argentina y a la Patria Grande.

La emperrada verdad -Por Manuel Alzina (Entrevista a Horacio Verbitsky)


La emperrada verdad.

19/04/2012 Posted by | General, Reflexiones, Uncategorized | , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Los Amos del Mundo


Parte 1

Parte 2

Parte 3

Parte 4

16/05/2010 Posted by | General, Politica Internacional, Politica Latinoamerica, Reflexiones, Sociedad y Cultura, Solidaridad, Uncategorized, Videos | , , , , , , , , , , , , , , , , , , | Deja un comentario

Salvajismo estatista amenaza a Europa



Aquellos italianos que en su país mostraron las garras contra los pobres inversionistas españoles que sólo quieren aportar y arriesgar capitales con el fin excluyente de ayudar al progreso del país, corrieron en los primeros días de febrero a presentarse ante las autoridades de la Unión Europea para pedirles que defiendan a Telecom ante estos latinoamericanos atrasados, que nada entienden de economía libre.

Por:     Hugo Muleiro
Periodista argentino, ensayista y docente de periodismo

En casa, algunos gobiernos europeos se vuelven en muchos aspectos estatistas, intervencionistas, casi se pudiera decir tenebrosamente populistas, como si se contagiaran del virus regulador que amenaza consumir, que ya está consumiendo a América Latina, donde como todos sabemos muy bien, el neoliberalismo nos colmó de justicia, riqueza y progreso.

El ejemplo lo está dando Italia, donde la empresa Telecom está siendo objeto de un ataque arrasador contra la libertad de mercado y el espíritu emprendedor de los inversores, en este caso los españoles de Telefónica.

En efecto, el gobierno del primer ministro Silvio Berlusconi hizo saber de varias maneras que se opone terminantemente a que Telefónica lance una oferta pública de adquisición por Telecom Italia y se quede con la mayor parte de la firma.

Los argumentos gubernamentales surgen del peor ideologismo estatizador, muestra de una obsolescencia que amenaza hacer retroceder al país por décadas y décadas: no quiere el Ejecutivo de Berlusconi que la empresa nacional de telecomunicaciones vaya a quedar en manos extranjeras, en todo caso es menester formar un grupo local de inversores.

¿Qué pasaría, dicen los funcionarios casi comunistoides de Berlusconi, si un día estos empresarios españoles deciden marcharse sin más, o no hacen las inversiones que se requieren en función del interés nacional? ¿Cómo un gobierno va a permitir, insisten en tono sospechosamente izquierdista, que un grupo empresario extranjero quede en posición monopólica respecto de un servicio tan estratégico?

“Nos preocupa que una cúpula no italiana pueda decidir no invertir en la red y sobre esto, el gobierno está haciendo y hará un gran esfuerzo”. Palabras dichas por el viceministro de Comunicaciones, Paolo Romani, quien pertenece –sepa advertir el lector- sólo en lo formal al gobierno conservador de Berlusconi, pues en lo político ideológico, como se nota, deja ver sus inclinaciones peligrosas a emular el intervencionismo estatal que azota a varios países de América Latina.

Esta gente sabe moverse con astucia sin igual. Es por eso que sobre un asunto parecido, la situación del grupo Telecom Italia en Argentina, expresa opiniones en sentido por completo contrario. Efectivamente, gobernantes, legisladores y empresarios italianos están furiosos porque el gobierno de la presidenta Cristina Fernández quiere impedir que Telefónica de España se quede en una posición absolutamente monopólica en la telefonía fija de ese país.

Es que en el marco de la circulación libre de capitales, traspasos accionarios y capitales que van y vienen con un teclear de procesadores, actividades que, la historia reciente lo demuestra, no hicieron más que derramar riqueza por todos los continentes que forman la aldea global, Telefónica de España ya es propietaria de una parte de Telecom y, con ello, de una parte de esa empresa en Argentina.

Pero el gobierno de la presidenta Fernández muestra su voracidad estatista e intervencionismo obsoleto al tratar de impedir que Telefónica, que ya tiene la mitad del negocio gracias a las gestiones privatizadoras –deberíamos decir liberadoras- de los 90, se quede ahora con el ciento por ciento.

Ante esto, aquellos italianos que en su país mostraron las garras contra los pobres inversionistas españoles que sólo quieren aportar y arriesgar capitales con el fin excluyente de ayudar al progreso del país, corrieron en los primeros días de febrero a presentarse ante las autoridades de la Unión Europea para pedirles que defiendan a Telecom ante estos latinoamericanos atrasados, que nada entienden de economía libre.

Más aún, explicaron que el propósito del gobierno argentino, de impedir la posición monopólica por parte de Telefónica de España, “tendría graves consecuencias en los equilibrios del mercado”.

Lo que está haciendo el gobierno de Fernández, dijeron, “constituye un factor negativo para el conjunto de los inversores europeos en Argentina”.

Pero no se trata de doble discurso, ni de dos pesos ni dos medidas: no se dé lugar a la trasnochada desconfianza que pone en duda que, en América Latina, los europeos solo quieren invertir para generar empleos y hacer posible el progreso, como la memoria histórica enseña desde el día glorioso en que, con su espíritu creador, sus valores y su solidaridad, pusieron el pie en estas tierras donde pululaban los salvajes.

TELESUR

06/02/2010 Posted by | General, Politica Internacional, Politica Latinoamerica, Reflexiones, Uncategorized | , , , , , | Deja un comentario